fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 17JULIO2019.- Joaquín "Chapo" Guzmán, líder del cártel de Sinaloa, fue sentenciado en Estados Unidos a cadena perpetua, tras haber sido declarado culpable de ocho cargos de crimen organizado y narcotráfico. Por el cargo nueve, portación de arma, fue setenciado a 30 años de prisión, además de que por el cargo 10, de lavado de dinero, le dieron 240 meses de cárcel. La imagen corresponde al 22 de febrero de 2014, cuando fue capturado por segunda vez en Mazatlán, Sinaloa, y presentado en el hangar de la Secretaría de Marina. FOTO: ARCHIVO/ MOISÉS PABLO /CUARTOSCURO.COM

El fin de una era: El Chapo Guzmán es condenado a cadena perpetua y a 50 años de prisión

Este miércoles Joaquín “el Chapo” Guzmán, líder del cártel de Sinaloa, fue sentenciado en una corte federal de Brooklyn, Nueva York, a cadena perpetua más 50 años de prisión por los 10 cargos que se le imputaban.

El juez Brian Cogan desglosó la pena de la siguiente manera: cadena perpetua por los cargos del 1 al 8, entre los que se encuentran los delitos de narcotráfico y crimen organizado; 30 años para el cargo 9 que incluye el delito de posesión de armas y 240 meses por el delito 10, referente al lavado de dinero. Adicional a la sentencia el Chapo tendrá que pagar una multa de 12 mil 600 millones de dólares.

La prisión de máxima seguridad a la que será trasladado aún no está definida pero se espera que se dé a conocer en los siguientes días. Una de las opciones sería el penal de en ADX Florence, ubicado en Colorado.

Al finalizar la audiencia, Jeffrey Lichtman, uno de los abogados de Guzmán Loera, señaló no fue un juicio justo para su cliente y que ellos detectaron irregularidades como el hecho de que al menos cinco miembros del jurado rompieron la ley durante el proceso contra el Chapo.

“No vengo a decir que Guzmán Loera es un santo, pero solo pedíamos un juicio justo (…) los miembros del jurado mintieron al juez y eso no fue tomado en cuenta (…) él tuvo un comportamiento ideal solo quiere encontrar la paz y merecía un juicio justo”, señaló Lichtman y agregó que ya preparan una apelación para presentarla próximamente. 

La Fiscalía de Estados Unidos festejó la sentencia del juez y señaló que la justicia no es solo para Estados Unidos sino también para México, donde las autoridades “fueron corruptas durante años gracias al cártel de Sinaloa”, resaltaron el trabajo hecho durante el juicio y la colaboración de los testigos.

“El camino tan largo del Chapo Guzmán, plagado de drogas muerte y destrucción, termina hoy (…) durante años él pensó que era intocable pero finalmente se hizo justicia y nos encargaremos que pase cada minuto por el resto de sus días en una prisión en Estados Unidos”, señalaron.

De acuerdo con Milenio Televisión, antes de que se le dictara sentencia, el Chapo habló durante unos 13 minutos en los que agradeció el apoyo de su esposa, sus hijas, su madre y sus hermanos.

El capo también dio las gracias al juez a los guardias de la prisión de Brooklyn, donde estuvo en los últimos meses, y habría acusado que durante estos meses no pudo dormir ni tuvo acceso a la luz.

También señaló que en Estados Unidos no hay justicia, se quejó de las condiciones en las que estuvo recluido y lamentó no haber podido abrazar a sus hijas.

Una de las primeras en llegar a la corte donde se dictó la sentencia fue Emma Coronel, esposa del narcotraficante desde 2007. Otra de las familiares presentes en la audiencia fue su hija mayor, Rosa Isela Guzmán Ortiz. Cabe recordar que la madre del capo y otras dos hermanas solicitaron visas humanitarias al gobierno de EU para estar presentes en la sentencia pero éstas les fueron negadas.

Fue el pasado 12 de febrero cuando el jurado de la Corte de Brooklyn, Nueva York, declaró culpable al líder del cártel de Sinaloa de los 10 cargos de los que se le acusaban.

Entre estos cargos destaca su iniciativa criminal continua así como conspiración internacional para elaborar y distribuir cocaína, metanfetaminas y marihuana. También se le acusa por el uso de armas de fuego y lavado de dinero.

El gobierno de EU lo responsabiliza de traficar o intentar traficar 1.213 toneladas de drogas al país del norte durante más de 25 años, así como 1,44 toneladas de base de cocaína, 222 kg de heroína, casi 50 toneladas de marihuana y “cantidades” de metanfetaminas.

Luego de fugarse en dos ocasiones, primero del penal de Puente Grande, Jalisco en 2001 y después del penal del Altiplano en 2014, Guzmán Loera fue recapturado el 8 de enero de 2016 y posteriormente extraditado a Estados Unidos, donde inició un proceso en su contra.

El líder del cártel de Sinaloa es considerado por las autoridades de EU como uno de los delincuentes más peligrosos del mundo y responsable de violencia, asesinatos y tráfico de drogas durante décadas.

El bufete de abogados Balarezo Law, encargado de la defensa del capo, se dijo señaló que enfrentaron muchos obstáculos durante la defensa de Guzmán Loera, incluida su detención en confinamiento, lo cual obstaculizó su capacidad para ayudar en su defensa.

En el juicio contra el líder de Sinaloa se aportaron pruebas y testimonios de 57 testigos para sostener los 10 cargos en su contra. Entre los testigos, hubo 14 excolaboradores que colaboraron con las autoridades estadounidenses dando sus testimonios en contra del Chapo.

Durante estas audiencias, Guzmán Loera rechazó presentar su propio testimonio.

El juicio contra el narcotraficante mexicano duró casi 4 meses en los que los 12 miembros del jurado emplearon 36 horas a lo largo de seis días en deliberar su culpabilidad.

Desde su extradición, hace dos años, el Chapo, hoy de 62 años, ha estado en confinamiento y sin posibilidad de platicar con sus familiares.

En entrevista para CNN, el abogado defensor William Purpura declaró, antes de que se dictara la sentencia, que de ser trasladado al penal de máxima seguridad en ADX Florence, Colorado, esta sería la última vez que el Chapo y su esposa Emma Coronel se vean en persona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *